Alimentar a tu peque en invierno de forma saludable


Alimentar a tu peque en invierno es uno de los grandes quebraderos de cabeza pues, con las temperaturas frías, las necesidades alimenticias de los niños pueden verse alteradas. Sin embargo, no tienes de qué preocuparte porque vamos a contarte todo lo que tienes que saber para la alimentación de tu hijo durante el invierno.

Alimentar a tu peque en invierno: ¿qué sucede en esta época?

El principal motivo por el que se cambia la alimentación de los niños durante el invierno se debe a la bajada de temperaturas y al cambio en las horas de sol durante el día. El cuerpo necesita aclimatarse a este cambio y si lo tenemos en cuenta por adelantado, nuestros hijos lo agradecerán.

Además, tienes que tener en cuenta que para vencer gripes y catarros, el sistema inmunológico tiene que estar en perfecto estado y esto puede mejorarse también con la alimentación.

¿Qué cambios hay que hacer en la alimentación?

En primer lugar, hay que tener en cuenta que la necesidad energética de los niños y de todos nosotros ha de ser ligeramente superior durante esta época del año para así poder mantener una temperatura corporal estable. Es decir, si no tenemos calorías suficientes en nuestro cuerpo no será posible mantener la temperatura corporal y el frío afectará de más

Algunos de los alimentos que son perfectos para este propósito son los siguientes:

– Verduras y hortalizas. El brócoli, la zanahoria o las espinacas son dos ejemplos de verduras que puedes utilizar para esta época del año. Tienen alto contenido en vitamina C, antioxidantes y además son saludables. Si a tu hijo no le gustan estas verduras, prueba a incluirlas en sopas y así les resultarán más interesantes, además de servir para entrar en calor.

– Frutas. En este grupo destacamos el tomate, que tiene un alto contenido en fibra y también presenta una buena concentración de vitaminas de los grupos C y E, además de su poder antioxidante. Aunque no sea tan apetecible ingerir fruta fría en invierno, se pueden buscar algunas alternativas en papillas o batidos que resulten más apetecibles para nuestros hijos.

– Frutos secos. Las nueces, concretamente, son unos de los frutos secos que tienen más cantidad de calcio, algo fundamental para el crecimiento de niños tanto en invierno como en otras épocas del año. Si quieres saber cuándo dárselas, te recomendamos la hora de la merienda.

– Bebidas. Es importante que en invierno los niños beban bastante cantidad de líquido, ya sea agua o zumos naturales. Un contenido adecuado de agua en el cuerpo nos ayuda a mantener la temperatura corporal y evitar que cojamos frío al salir a la calle.

En definitiva, alimentar a tu peque en invierno es especialmente importante para mantener su temperatura corporal y también para que su sistema inmunológico esté perfecto para hacer frente a las típicas gripes y catarros que se producen en esta época. Esperamos que estos consejos te hayan servido y, si quieres aumentar el contenido de vitaminas y minerales en su dieta, te aconsejamos que pruebes nuestros potitos de frutas que puedes transportar fácilmente.

APÓYATE EN MÁS PAÑALES

Con estos consejos ya sabes qué puedes hacer para darle una buena alimentación durante todo el invierno.

Además, apoyándote en los productos de Más Pañales, conseguirás asegurar tu bienestar y el de tu peque. Además, podrás encontrar un amplio surtido de productos para ti y para tu bebé, desde higiene (pañales o toallitas) hasta más productos de alimentación, juguetes y productos prácticos, ¡todo al mejor precio! Porque la calidad no está reñida con el precio (y mucho menos cuando se trata del bienestar de tu peque), visita Más Pañales y consigue los mejores productos para tu bebé con una buena calidad y un buen precio.

Por tanto, ya sabes qué dieta es la correcta para que tu peque tenga energía y fuerzas todo el invierno. Con algo de comprensión y las herramientas adecuadas, disfrutaréis como nadie. ¡Te esperamos con mucha ilusión en Más Pañales!

¿Te gustó? !Compártelo en tus Redes Sociales!:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *